• ▼ Suscríbete
  • ▼ Hazte Fan
  • 0 Multimedia

    ¿Gestación por sustitución en la Argentina?

    La gestación por sustitución -o comúnmente denominada “alquiler de vientre”- no está permitida en la Argentina, de acuerdo con el nuevo Código Civil y Comercial, que está vigente desde el 1° de agosto de 2015. Esta alternativa había sido propuesta por la comisión reformadora, pero no incluida por el temor a la aparición de un negocio en torno de alquilar el vientre a una pareja que, por distintas razones, no puede o no quiere concebir. El abogado Lucas Farías, del estudio Giordano, Lerena & Asoc., explicó en el programa Juan al Medio, de Radio Continental Córdobala presentación que realizaron para permitir dos gestaciones de este tipo. Las razones jurídicas que lo avalarían. Escuchalas. 

    Periodista. Director de Turello.com.ar. Columnista económico en el diario La Voz del Interior. Conduce “Juan al Medio" en Radio Continental Córdoba. Realizó numerosas coberturas en el país y en el exterior. Jugó al fútbol; ahora practica golf.

  • Resumen de Noticias



  • ▼ Opinión








  • ▼ Ranking

    Los discursos confunden

    Publicado: 04/05/2017 // Comentarios: 0

    Por Juan Turello. Los discursos sobre la marcha de la economía confunden. Nicolás Dujovne, el ministro que expone el pensamiento más optimista del Gobierno, asegura: “Ya vemos un bosque de brotes verdes”. También hay confusión en los mensajes del sindicalismo y de los piqueteros. Repasemos las posiciones de unos y otros.

    El sindicalismo peronista levanta sus banderas contra lo que llama “el ajuste, la economía neoliberal y el avance contra los derechos laborales”. Los piqueteros rechazan el  “plan Empalme”, que permitirá a los beneficiarios de planes sociales y de trabajo incorporarse a un empleo en blanco. Unos y otros esconden objetivos políticos y de negocios, señala mi nota en La Voz.

    El trabajo se mantiene a buen ritmo en la construcción por la finalización de obras; en otros sectores cayó el número de empleados / Foto: archivo www.turello.com.ar

    La construcción y el campo muestran brotes verdes; el resto, poco | Foto archivo Turello.com.ar

    El macrismo necesita instalar que la actividad comenzó a recuperarse, aunque la velocidad es demasiado lenta para las expectativas lanzadas de que “la economía se recuperará en el segundo semestre” (de 2016). Ahora, dicen desde “junio, julio” (por los nuevos acuerdos salariales y la cosecha récord).

    El oficialismo habrá ganado la elección legislativa si y sólo si triunfa en la provincia de Buenos Aires, la capital política. El kirchnerismo ganaría en el conurbano, pero el resto del territorio bonaerense le sería adverso frente al liderazgo de María Eugenia Vidal.

    El bosque de brotes verdes se limita a la construcción, al campo y a los sectores proveedores de esos dos motores.

    La producción de maíz y soja crecería en Córdoba casi 10% con respecto a la campaña anterior. Se proyectan 27 millones de toneladas, de las cuales el 80% se trasladaría a los puertos. El transporte demandaría más de 750 mil camiones y se pagarían más de 1.000 millones de dólares en fletes, calcula la Bolsa de Cereales de Córdoba.

     

    Discursos, a paso lento

     

    Por contrapartida, el comercio minorista apenas mueve la aguja en la provincia. Las ventas crecieron 0,5% en abril, con un acumulado de 0,4 en el primer cuatrimestre, según datos de la Federación Comercial (Fedecom). Poco, pero mucho en comparación con la caída que todos los meses registra Came a nivel nacional.

    La explosión de consumo que se vivió en ciertos años del kirchnerismo no se repetirá porque el Estado nacional no está en condiciones de gastar lo que ya no tiene (como sucedió con Cristina Fernández), porque decidió pagarle a los acreedores (para volver al mercado internacional de crédito) y paró la maquinita de emitir pesos, que concluiría con la inflación y el desabastecimiento que sufre hoy Venezuela.

    Y porque las tasas –por encima del 25%- superan a la inflación, que el relevamiento de expectativas de mercado (REM) prevé en 21%.

    El país es caro en dólares. Sólo basta conectarse a Internet y comparar los precios con los de los países vecinos, Estados Unidos o Europa.

    Pero nadie quiere reducir su costo en la torta, para que esta sea más barata. El Estado aumentó los impuestos por encima de la inflación y no está dispuesto a rebajarlos. Ni los comercios han bajado los precios pese a que las ventas apenas se mueven.

    Tampoco los sindicatos. Los docentes bonaerenses no quieren que el presentismo –que se paga en la mayoría de las compañías privadas- forme parte del futuro salario. Tampoco ceden en las empresas en crisis. En Sancor, el gremio de los trabajadores (Atilra) pretende seguir cobrando un aporte de 3.600 pesos mensuales por operario de una cooperativa que, valga la ironía, ya no da más leche.

    No habrá racionalidad ni una discusión sensata para dotar de mayor competitividad a la Argentina en meses preelectorales.

    “Los empresarios nacionales están invirtiendo. Vienen norteamericanos, suizos y en los próximos días, llegan italianos. Están asombrados de las posibilidades que tenemos, pero desconfían. Se van y quedan sólo los locales”, completó, resignado, su diagnóstico el dirigente empresario.

    “Es lo que hay”, dijo un comerciante, exfuncionario público, mientras fumaba un cigarrillo y observaba una peatonal llena de público, pero con escasos compradores. Hasta después de las elecciones no habrá grandes novedades.

    Periodista. Director de Turello.com.ar. Columnista económico en el diario La Voz del Interior. Conduce “Juan al Medio" en Radio Continental Córdoba. Realizó numerosas coberturas en el país y en el exterior. Jugó al fútbol; ahora practica golf.

    Loading Facebook Comments ...

    Ingresá tu Nombre

    Ingresá tu Mail

    Leer normas de convivencia