• ▼ Suscríbete
  • ▼ Hazte Fan
  • Resumen de Noticias



  • 0 Multimedia

    Restricciones en Córdoba

    Desde la cero hora del viernes 9 al 30/4 rigen nuevas restricciones en Córdoba, por el decreto provincial N° 281, que no exigirá un permiso de circulación a los «trabajadores esenciales» (para circular de 0 a 6).

     

    Restricciones 2021 en Córdoba por el crecimiento de casos de COVID-19.

     

    Los bares restaurantes y demás actividades no esenciales deberán permanecer cerradas entre las 0 y las 6 horas de lunes a viernes, y desde la 1 hasta las 6 los días sábados, domingos y feriados.

    Queda inhabilitada la actividad de casinos y bingos desde la 0 hasta la hora 6.

    En tanto, no se habilitarán actividades y reuniones sociales de más de diez (10) personas en los domicilios particulares.

    Las restricciones fueron acordadas en el Gobierno provincial y los intendentes.

    Las tres últimas medidas tienen diferencias con respecto a la Ciudad y Provincia de Buenos Aires, donde no se puede circular de 0 a 6 horas; los bares y restaurantes deben cerrar a las 23 y no se permiten las reuniones sociales en los domicilios.

     

    Periodista. Director de Turello.com.ar. Columnista económico en el diario La Voz del Interior. Conduce “Juan al Medio" en Radio Continental Córdoba. Realizó numerosas coberturas en el país y en el exterior. Jugó al fútbol; ahora practica golf.

  • ▼ Ranking

  • Los tres grandes números de Guzmán, ¿serán?

    Publicado: 14/02/2021 // Comentarios: 0

    Por Juan Turello. ¿Por qué los empresarios dedicaron los “aplausos para el asador” a Martín Guzmán, si cuestionan las políticas y los números que exhibe la administración de Alberto Fernández?, se pregunta mi nota en La Voz. Porque el ministro de Economía tuvo un discurso “sensato” y “dialoguista”, en contraposición al de quienes los tildan de “especuladores” y “sinvergüenzas”, explicaron.

    Puesto negro sobre blanco, varios funcionarios del Gobierno no creen en la economía de mercado y consideran que el Estado debe fijar, regular e intervenir en todos los procesos. “Los mercados tienen que entender que la economía la maneja el Gobierno”, suele decir Máximo Kirchner.

    Guzmán no comparte esa teoría, pero ¿qué números prometió que logró el aplauso de la veintena de grandes empresarios, que no tuvieron la misma actitud con las exposiciones de Santiago Cafiero y de Matías Kulfas?

    Guzmán (a la derecha) fue respaldado por los empresarios, quienes escucharon en silencio a Kulfas, a la izquierda, y a Santiago Cafiero | Foto: archivo Turello.com.ar

    Guzmán planteó tres grandes números: inflación, 29%; salarios dos ó tres puntos más; actualización del dólar, 25%. 

    • 29% debiera ser la suba de los precios. El objetivo es alinear las expectativas de las empresas y de la sociedad, al tiempo que Guzmán desautorizó el relevamiento de expectativas de mercado (REM) del Banco Central, que prevé una inflación de 50%.

    Las consultoras privadas, los economistas y los bancos -encuestados en el REM- ganaron el primer round. La proyección de inflación de enero fue de 3,8%; el Indec midió 4%. La inflación de los últimos 12 meses fue de 38% y en alimentos, 44%.

    Hay mucho trecho que recorrer y mucha política macro por hacer para llegar al número de Guzmán en inflación.

    • 25% sería la actualización del dólar oficial para no empujar los precios de los insumos. Se importa el 70% de los componentes de la industria argentina. El “dólar planchado” es una mala experiencia que los argentinos ya tienen registrado en el disco duro.
    • Dos o tres puntos por encima de la inflación del 29% debieran aumentar los salarios, para empujar la demanda y que haya una recuperación palpable al momento de la crucial elección legislativa.
    Preocupación por los precios: la carne aumentó por encima de la inflación en 2020 y siguió el mismo camino este año | Foto: Mercado Norte.

    El acuerdo bancario –respaldado por Alberto Fernández- se ciñe al 29%, pero hasta septiembre. Luego, vendrá la revisión, a la que habrá que sumarle el clásico reclamo del bono anual.

    En Córdoba, una decena de gremios estatales -liderados por José Pihen (SEP y CGT Regional)- acordaron pedir una compensación de entre seis y 10 puntos por la pérdida del salario real en 2020. El aumento promedio fue de 25%; la inflación de los últimos 12 meses alcanzó a 35,5%, según la Dirección de Estadística y Censos de la Provincia.

    Los salarios perdieron poder de compra los últimos tres años. En 2020, fue de 3,6 puntos porcentuales, con mayor retraso entre los informales, precisó el Indec.

    Motor a marcha lenta: la industria trabaja al 58% de su capacidad. La pandemia limita la presencia de todos los trabajadores | Foto: archivo Turello.com.ar

     

    Guzmán: a marcha lenta

     

    Si los salarios aumentan por encima de la inflación sería el único motor de la demanda agregada que funcionará a pleno.

    Sin embargo, para que no haya traslado a precios, se necesita un aumento de la productividad, lo que parece difícil cuando las industrias trabajan en promedio al 58% de su capacidad, con dotaciones reducidas por la pandemia de Covid-19.

    Los motores de demanda agregada -consumo, exportaciones e inversiones- están a marcha lenta, salvo el gasto público, que crece por la emisión. 

    Las exportaciones perdieron incentivo ante la expectativa de una devaluación periódica; las inversiones, salvo la generada por empresas instaladas que ganan mercado, son casi nulas; el gasto público debería moderarse, según el compromiso de Guzmán para evitar que la emisión actúe como combustible sobre los precios.

    El Fondo Monetario Internacional (FMI), a través del director del Departamento del Hemisferio Occidental, Alejandro Werner, apuntó a la raíz del problema: “El punto más importante para ir revirtiendo la tendencia al alza son políticas fiscales y monetarias de mediano plazo, y no tanto el operar directamente sobre algunos precios, por más importantes que sean”.

    Para lograr los tres grandes números macroeconómicos que pretende Guzmán, las expectativas deberían alinearse. Aquí, juega un papel clave la credibilidad de los pedidos y acciones oficiales.

    Para lograr los tres grandes números macroeconómicos que pretende Guzmán, las expectativas deberían alinearse.

    No resulta fácil alcanzar tal credibilidad cuando los discursos varían de un domingo al miércoles -por caso, en la amenaza del Presidente sobre las retenciones, luego descartada en horas-, ni cuando ciertas voces –gravitantes- desentonan con la partitura oficial.

    Periodista. Director de Turello.com.ar. Columnista económico en el diario La Voz del Interior. Conduce “Juan al Medio" en Radio Continental Córdoba. Realizó numerosas coberturas en el país y en el exterior. Jugó al fútbol; ahora practica golf.

    Loading Facebook Comments ...

    Ingresá tu Nombre

    Ingresá tu Mail

    Leer normas de convivencia