• ▼ Suscríbete
  • ▼ Hazte Fan
  • Resumen de Noticias



  • 0 Multimedia

    Restricciones en Córdoba

    Desde la cero hora del viernes 9 al 30/4 rigen nuevas restricciones en Córdoba, por el decreto provincial N° 281, que no exigirá un permiso de circulación a los «trabajadores esenciales» (para circular de 0 a 6).

     

    Restricciones 2021 en Córdoba por el crecimiento de casos de COVID-19.

     

    Los bares restaurantes y demás actividades no esenciales deberán permanecer cerradas entre las 0 y las 6 horas de lunes a viernes, y desde la 1 hasta las 6 los días sábados, domingos y feriados.

    Queda inhabilitada la actividad de casinos y bingos desde la 0 hasta la hora 6.

    En tanto, no se habilitarán actividades y reuniones sociales de más de diez (10) personas en los domicilios particulares.

    Las restricciones fueron acordadas en el Gobierno provincial y los intendentes.

    Las tres últimas medidas tienen diferencias con respecto a la Ciudad y Provincia de Buenos Aires, donde no se puede circular de 0 a 6 horas; los bares y restaurantes deben cerrar a las 23 y no se permiten las reuniones sociales en los domicilios.

     

    Somos un equipo de profesionales que nos apasiona contar de una manera simple, sincera e independiente los principales sucesos que se desarrollan en el ámbito de la economía, sociedad, tecnología, deportes y showbiz.

  • ▼ Ranking

  • Violetta, otro fenómeno "teen" (generado por grandes)

    Publicado: 25/07/2013 // Comentarios: 0

    Por Rosa Bertino. No se sabe cuánto están perdiendo los promotores de espectáculos por culpa del dólar. Decían que el cepo les impediría contratar números internacionales, pero han traído varios. Y los nacionales funcionan igual, o mejor.

    Los empresarios que montaron salas más grandes y con más “chiches”, llevan las de ganar. Véase, por ejemplo, la diferencia entre la cartelera del Espacio Quality y la del Orfeo. En éste volverá a presentarse Violetta, el musical basado en la telenovela homónima. Cada vez que lo hace, agota funciones y el merchandising. El fenómeno se repite en la ciudad de Buenos Aires. 

    A diferencia de Chiquititas, Floricienta o Rebelde Way, grandes éxitos locales de Cris Morena, Violetta es una idea argentina comercializada por la factoría Disney. Está destinada a la fraja preadolescente, en particular niñas de 9 a 12 ó 13 años. A la hija de mi peluquera, que le falta rato para cumplir los 15, Violetta le parece “una pendejada”.

    Al parecer, fue Alejandro Stoessel (ex VideoMatch e Ideas del Sur) el que llevó el proyecto a Disney, obteniendo una regalía y el protagónico para su encantadora hija, Martina (16).

    Sea de quien sea, la idea original no es muy original que digamos.  Violetta es una vuelta de tuerca a Papá Corazón (1973), aquel clásico de Abel Santa Cruz que consagró a Andrea del Boca. Andreita era huérfana de madre, a cuyo apuesto progenitor (Norberto Suárez) le salían candidatas hasta por las orejas.

    Tres décadas después, Violetta ya no tiene nada de “infantil”: la protagonista es una star en ciernes, que asiste a una academia privada, en la que enfrenta a la barra de los “chetos” (cualquier parecido con Patito Feo, no es ninguna coincidencia).

    En poco tiempo, Violetta se convirtió en un suceso que ilustra sobre la decadencia de la televisión abierta. Ya no hace falta estar en canales de aire para ser un fenómeno masivo: los nuevos medios (Internet, tabletas, redes sociales) tienen mucho más llegada, sobre todo entre el público juvenil.

    El año pasado, Violetta fue programada con bombos y platillos por Canal 13 de Buenos Aires y sus repetidoras provinciales. A la misma hora, se la veía en el 12 de Córdoba. Duró muy poco. Nadie se pudo explicar la falta de rating. Lo curioso (o no) es que en todas partes ha sido un éxito en el cable, más precisamente en Disney Channel.

    Según Ibope, en Argentina hay 13 millones de televisores. El 81% dispone de algún servicio pago, pero a no confundirse: 13 millones de televisores no equivalen a 13 millones de hogares. Los más humildes tienen un solo aparato, sin servicio de cable. A partir de la clase media baja, ya empieza a haber uno por cabeza, además de computadoras y telefonía inteligente. Ese creciente nicho explica el suceso teatral de Disney On Ice, Frutillitas y Violetta.

    Hay una realidad común a todas las clases sociales:  el teenager actual gasta mucho más que el de antaño. Y le da de ganar a los grandes (que imaginan programas y artistas para los adolescentes). 

     


     

     

    Somos un equipo de profesionales que nos apasiona contar de una manera simple, sincera e independiente los principales sucesos que se desarrollan en el ámbito de la economía, sociedad, tecnología, deportes y showbiz.

    Loading Facebook Comments ...

    Ingresá tu Nombre

    Ingresá tu Mail

    Leer normas de convivencia